8 ideas fáciles para que tu casa sea más moderna y actual

A todos nos gusta presumir, e incluso alardear, de lo moderna que tenemos nuestra casa, de lo bien decorada que está, de cada detalle que hemos añadido para seguir las nuevas tendencias, pero…

¿es realmente tu casa un lugar de inspiración para los más inquietos por la decoración?

En este artículo te proponemos 8 ideas para que tu casa luzca moderna, para que esté al día con las últimas tendencias de decoración y para que sea digna de portada de revista.

1. Apuesta por los ambientes blancos.

Ya sea para el salón, el recibidor, el dormitorio o cualquier otra estancia de tu casa, las paredes pintadas de blanco otorgarán el ambiente de una mayor y mejor iluminación y dará impresión de más profundidad, consiguiendo unos espacios aparentemente mucho más amplios.

Otra de las ventajas que ofrecen los ambientes blancos es que, por su fácil y buena combinación con todo tipo de colores y materiales, tendrás abiertas todas las posibilidades para decorar cada rincón de tu casa.

Además, un ambiente con acabados blancos facilita la relajación, tanto para la mente como para la vista, y da sensación de pureza y limpieza.

Por último, si tu casa está ocupada por esas pequeñas personitas que iluminan y alegran nuestras vidas pero que ensucian todo aquello que tocan, te recomendamos que utilices pinturas lavables.

2. Utiliza colores para los detalles de decoración.

A pesar de contar el color blanco con todas las ventajas que antes te hemos mencionado, si no lo combinamos ni añadimos colores a través de la decoración, tendremos un ambiente muy frio y muy poco acogedor, llegando incluso a pecar un poco de monótono y aburrido.

Por ello, en ambientes de salón te recomendamos poner un buen y cómodo sofá con algún color combinable, como por ejemplo el gris, y utilizar los cojines para darle vida con colores más llamativos (azul, amarillo, rojo…); también añade jarrones, cuadros o lámparas de algún color a juego con los cojines para crear un ambiente más acogedor y dinámico.

Por otro lado, para ambientes de dormitorio, puedes jugar con las sabanas y las almohadas o con las mantas y las alfombras, bien con colores llamativos o con tonos pastel, como a ti más te guste, con lo que conseguirás un espacio más atractivo y visual. También te puede servir añadir algo de color a los objetos que pongamos encima de las mesitas de noche o de la cómoda, como por ejemplo un espejo pequeño de mesa, un flexo o unos marcos con fotos tuyas.

3. Decántate por la piedra natural para revestir algunas paredes.

Uno de los aspectos y detalles que más llaman la atención en un ambiente por su elegancia, belleza, apariencia y robustez, es la utilización de paneles de piedra natural para revestir alguna pared de tu salón o baño.

A nosotros nos gusta mucho añadir este material a alguna de las paredes del baño, en tonos grisáceos o colores similares al tierra, porque logras crear una sensación de bienestar y relajación en un entorno conectado con la naturaleza.

Además, estos materiales son combinables con todos tus artículos de baño (toallas, jaboneros, kits de maquillaje, espejos de mesa…) de colores como azules, verdes o rojos; son muy duraderos y resistentes a la humedad, al agua y a los productos de limpieza, por lo que disfrutarás siempre de tu baño en perfectas condiciones.

4. Dale un toque retro con un suelo hidráulico para la cocina.

¿Cuántos de nosotros hemos crecido y nos hemos criado en casa de nuestros abuelos? ¿Verdad que hemos pasamos muchas horas rodeados de ambientes coloridos, con formas geométricas y figuras en la decoración de los suelos y paredes? Pues sí, si nos ponemos a pensar un poco en nuestra infancia nos daremos cuenta de que aquellos azulejos tan característicos de las casas más antiguas están hoy en día de moda.

Y es que esa decoración tan del pasado y clásica de nuestros abuelos es tendencia en las casas modernas y actuales. Por ello y para volver a la utilización de aquellos materiales con toques tan distinguidos, podemos recurrir a los suelos hidráulicos, que dan un aspecto muy retro y personal al espacio donde lo añadamos como, por ejemplo y a nuestro gusto, la cocina.

Al añadir este tipo de material conseguiremos un ambiente original y atrevido, rompiendo con la decoración del resto de la casa y llenando de alegría y vitalidad a nuestra cocina. Además, por el tipo de material, son suelos fáciles de limpiar por lo que no tenemos que preocuparnos si se nos cae algo al suelo cuando estamos dando vía libre a nuestro chef interior.

Elige el diseño, la forma y los colores que más te gusten y atrévete con los suelos hidráulicos, ¡los dejarás a todos con la boca abierta!

5. Pon un papel pintado sobre un trozo de pared.

Uno de los detalles que más nos gustan es la utilización de papel pintado generador de ambientes para decorar un salón o un baño. Este tipo de papeles nos permite transportarnos a lugares de ensueño sin tener que moverse del sofá, ¡ni siquiera del baño!

Profundidad, diseño, personalidad y elegancia es lo que conseguirás al incorporar este tipo de decoración en tu espacio. Escoge la pared, elige el ambiente que quieras disfrutar y añádelo. Y ten cuidado con quien invites a tu casa, es probable que en el momento se adentren en el fantástico espacio que has creado no quieran salir.

¡Atención! Es muy importante que te asesores e informes bien sobre qué tipo de papel pintado vas a utilizar y cuál te van a colocar, especialmente si es para el baño, pues tiene que ser un material adecuado para soportar la humedad, que sea lavable y resistente a la luz. Generalmente, para evitar todo tipo de problemas se utiliza papel pintado plastificado o vinílico.

6. Arriésgate con lámparas de estilo industrial.

Muchos interioristas y decoradores utilizan este estilo de lámparas para dar al ambiente un estilo más retro, más industrial, más actual. Casas, bares, cafeterías…muchos lugares están decorados con lámparas industriales por el toque distinguido que aporta, porque da personalidad, porque nos transporta a épocas antiguas y porque, aunque sean un clásico, están de moda y quedan preciosas.

Cuelga una lámpara de estilo industrial encima de tu mesa de madera en el comedor, encima de tu isla para cocinar, pon un pequeño flexo industrial en tu escritorio o pon una lámpara de pie al lado del sofá para iluminar tus horas de lectura y desconexión.

7. Viste tu casa con muebles de madera natural.

Un requisito y detalle imprescindible con que toda casa moderna debe contar, son los muebles hechos de madera (ya sea de pino, de roble, mindi, nogal…).

La elección por los muebles de madera dota a los ambientes de la calidez necesaria para conseguir una casa completamente acogedora y con un aspecto natural que no se consigue con otro tipo de materiales.

Además, dada su versatilidad, la madera es combinable con otros elementos como el metal, el cristal o el metacrilato, por lo que podrás fácilmente encontrar y conseguir piezas únicas y diferentes con las que amueblar tu casa.

Otras de las ventajas de los muebles de madera es que son muy resistentes y fuertes, fáciles de mantener y, por supuesto, de limpiar, pues con un simple paño con agua podremos dejarlo como recién salido de la tienda.

Así que ponte en marcha y decora tu recibidor con una bonita consola o con un aparador, pon tu televisor sobre un funcional mueble de TV o guarda en la habitación tu ropa y todo lo que quieras en una encantadora cómoda de madera.

8. Completa tu decoración con materiales naturales.

Para acabar de poner tu casa al día y con una decoración moderna, apuesta por lo natural, por materiales que hagan tu casa más bonita y acogedora.

Utiliza tejidos como el algodón o el lino para vestir tu cama, para los cojines del sofá y para las cortinas. Conseguirás el toque de frescura que toda casa necesita.

Añade productos de fibras vegetales como el mimbre, el ratán o el bambú, perfectos para los espejos colgados de pared, para los cestos de la ropa sucia, para las cestitas pequeñas de baño o como macetero para tus plantas.

Por último, no hay nada más natural que darle a la decoración y a tus espacios un pequeño toque de verde añadiendo algunas plantas en lugares como en la entrada al lado de la consola o aparador de madera, en el comedor para rellenar la esquina que se te ha quedado vacía o en la cocina como un complemento más de la decoración.

Este punto es el más variable de todos, pues la cantidad y el tipo de plantas dependerá de lo aficionados que seamos en el cuidado de las zonas verdes. Te recomiendo que, si no eres de regar las plantas con asiduidad y de darle los cuidados necesarios para que esté reluciente, utilices para tu decoración plantas artificiales con las que siempre las tendrás un ambiente perfecto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *